Funcionamiento de los entrenamientos personales

¿POR QUÉ BUSCAR UNA ORIENTACIÓN?:
Es muy habitual en todos los deportes (y la escalada no escapa a este fenómeno), llegar a un punto donde la dificultad para progresar se hace patente, generalmente por no saber cómo entrenar (repitiendo siempre lo mismo, con el riesgo asociado a lesiones por sobrecarga), o por no hacerlo de la forma más adecuada a las necesidades individuales (sin tener en cuenta el perfil fisiológico individual, ni los puntos débiles más importantes a trabajar). Contar con una orientación adecuada del proceso es una buena forma de intentar salir de ese estancamiento, buscando una progresión en el rendimiento que permita acercarse más a los propios límites, realizando siempre un entrenamiento equilibrado que evite posibles lesiones y ajustado al tiempo disponible de cada cual, que normalmente es limitado (ver ¿Un entrenador para escalar mejor?).

FUNCIONAMIENTO:
Los entrenamientos que se ofrecen son a distancia, con encuentros puntuales a lo largo de la temporada, generalmente en la roca o en competiciones (si son el objetivo principal). Este condicionante no impide un seguimiento adecuado del entrenamiento y un ajuste conveniente de las cargas, ya que se realizan pruebas físicas periódicas (autotest) y un seguimiento constante del proceso (autocontrol), que permite realizar el mejor entrenamiento posible al perfil de cada escalador.

PERFILES:
Los escaladores que mejor aprovecharán esta forma de entrenar, serán aquellos que ya posean cierta experiencia, tanto de escalada como de entrenamiento, sin ser un requisito estar realizando un nivel concreto. 

REQUISITOS:
Lo único que se exige es un compromiso de al menos 6 meses, para poder valorar convenientemente la eficacia del proceso y decidir si merece la pena continuar o no.

Si estás interesad@, rellena este cuestionario y envíalo al correo: p_bergua@hotmail.com

Plazas limitadas (consultar disponibilidad